Excursiones

Lanzarote es seguramente la más  original de las Islas Canarias con sus fascinantes paisajes de lava, salteados de oasis verdes y cultivos, bañados por aguas de un azul intenso… Declarada reserva de la Biosfera por la Unesco en 1993, Lanzarote conserva celosamente su patrimonio natural. Vayas adonde vayas, podrás observar la huella dejada por la mano de César Manrique que hizo de su isla un espacio en el que conviven en armonía el arte, el hombre y la naturaleza.

Algunas sugerencias de Aquasport 

 

La Ruta de los Volcanes: el parque de Timanfaya

6acf4146d6ca75a922213066a6ea6626

 

El parque nacional de Timanfaya está situado al Suroeste de la isla.  En este lugar se alzan las impresionantes Montañas del Fuego,  desde donde podrás ser testigo de la aún presente actividad volcánica. Con el fin de preservar este lugar único, el acceso al parque está muy reglamentado y se efectúa la visita a bordo de un autobús del que no se puede bajar. Así todo, se admirar las maravillas naturales que le dan al paisaje un aspecto lunar.

 

 

 

 

La costa Oeste: El Golfo, Los Hervideros y las Salinas de Janubio

54bcb607c94ee09dc8be57b4af023496El Golfo está  situado en la costa Oeste de Lanzarote, justo por debajo del volcán Timanfaya. Se le conoce sobre todo por el pequeño lago verde ubicado dentro de un antiguo cráter en la costa. Un poco más allá, se sitúan Los Hervideros, una parada « obligatoria » para cualquier turista. Aquí, el mar bate de forma virulenta la costa acantilada con presencia de cuevas y bufaderos, resultados de las erupciones volcánicas de 1730-1736 y esculpidos por la erosión. A tan solo unos kilómetros, se llega a la laguna de El Charco. En este sitio se pueden observar las magníficas Salinas de Janubio donde todavía se trabaja la sal.

 

 

La Geria 

La Geria wine LanzaroteLa Geria es el valle donde se produce el famoso y sabroso vino de Malvasía.
La vid se cultiva con tierra negra compuesta de lapilli (arena volcánica) en hoyos y protegida del viento por pequeños muros semicirculares de piedras volcánicas, llamados « zocos », que también permiten conservar la humedad de la tierra. Un paisaje ¡único en el mundo!
En la carretera, se encuentran numerosas bodegas donde podrás probar los vinos de la zona e incluso visitar las instalaciones de algunas como Bodegas La Geria o El Grifo (Museo del vino).

 

 

El Norte de la isla: El Jardín de Cactus, La Cueva de los Verdes, Jameos del Agua, Mirador del Río

El jardín de Cactus es la última creación paisajística del artista César Manrique. Más de 1400 especies distintas originarias de Canarias, México y Madagascar ocupan el jardín desafiando la imaginación.
Al pie del Volcán de la Corona, la Cueva de Los Verdes constituye uno de los puntos turísticos más espectaculares por los efectos maravillosos que producen los juegos de colores y luces observados a lo largo del recorrido por el corazón del tubo volcánico.
Los Jameos del Agua son cuevas subterráneas dejadas a cielo abierto por la erosión. Los « Jameos » (cueva, burbuja) forman una de las tres secciones del tubo volcánico que recorre unos seis kilómetros desde el Volcán de la Corona hasta las profundidades del mar. Es un sitio natural diseñado y transformado en obra de arte por César Manrique.
El Mirador del Río ofrece una vista panorámica desde los abruptos acantilados del litoral Norte de la isla a una altura de 479 metros por encima del nivel del mar. Desde allí se puede contemplar la isla de la Graciosa.

Ver también: La Graciosa, Playa Blanca, Punta del Papagayo, el mercado de Teguise (cada domingo por la mañana), Caleta de Famara, el Monumento al Campesino y ¡mucho más!

 

Famara

dsc00949

 

 

Isla de la Graciosa

p1000237